jueves, 16 de diciembre de 2010

Riá Pitá

Repican las palmas.
Roto el silencio
comienza el duelo
riá pitá
sólo manos
riá pitá
palpita el tiempo

la rabia se hace volante
rezuman lunares pena
riá pitá cobre y arena
riá pitá compás y cante
vamos niña "to palante"
castañuelas manos llenas
hambre, caireles y penas
riá pitá fruncido ceño
aplasta cielo sin dueño
riá pitá sangre en la arena

riá pitá albero y muerte

riá pitá te quiero en tierra




6 comentarios:

Isolda dijo...

Me parece un poema completo, ya labrado, no escupido; se acabaron (casi) los 'eos'
Eso es un Ria pitá en condiciones y un vamos niña, 'to palante'
Como Charcos, siempre inventando y sintiendo.
Besos, ya lloraos y grandes.

Charcos dijo...

sentido al compás .... riá pitá, sin descanso

;) lloran los besos -----> los más bellos, los que desparraman sentimientos

Leonel dijo...

Me encanta la décima central, un poema más sentido, ritmicamente impecable y fuerte, sì, fuerte como el repicar y el tabalao casi gitano que siento entre tus versos.
Un abrazo.
Leo

Charcos dijo...

:) gracias Leo! redoble de palmas y castañuelas para ti

MariluzGH dijo...

tu llevas el arte en las venas, charcos... ¿sabes? aquí me tenías moviendo los pies al compás que me has marcao

quiero dejarte un enlace donde encontrarás mi felicitación -de estas fechas- para ti y tus amigos-seguidores Feliz Navidad

abrazo cálido

Charcos dijo...

me dejas con las venas tocando palmas

;)